Diseña un sitio como este con WordPress.com
Comenzar

“La memoria del alambre” Blasco, Bárbara

 Elegida sin referencias, por impulso, me encuentro en principio una novela con un planteamiento poco original: los conflictos de la adolescencia recordados desde la edad madura, de cómo lo vivido en esa época marca para siempre.


111 «La adolescencia es como ese momento en que se tuerce el alambre (…) Es bueno recordar que el alambre tiene memoria»


 Pero hay más: esa adolescencia sucede en los 80, en la Valencia inmediatamente previa a la Mákina (“cuando aún sonaban las guitarras en las discotecas”) y, en el presente, la protagonista es cantante en una orquesta de pachanga. Ambas cuestiones me interesan, por lo que resulta que mi elección no ha sido tan al azar; bien sabía por la contraportada que la novela trataba algunos de mis temas fetiche. De hecho, la parte que describe su experiencia en la orquesta -tema este de las orquestas que además ha estado bastante de actualidad este verano- me ha parecido muy divertida, sincera y necesaria…¡Alguien tenía que decir unas cuantas verdades sobre el tema!


20 «Trabajo en una orquesta, no en una orquesta sinfónica, claro, sino en una de pachanga, de esas que avergüenzan a la mayoría de los músicos. Durante cinco meses al año, giramos alrededor de esta España invisible, agreste, deshabitada, repitiendo canciones que todo el mundo conoce y que nosotros detestamos”


 También he visto bien resuelta la trama principal, en la que la protagonista revive con nostalgia su amistad adolescente con Carla, su rebeldía, sus traumas y la búsqueda de la transgresión, llevando al descubrimiento de turbieces que, aunque se ven venir un poco, encajan bien y están bien dosificadas.


134 «A la memoria le gusta juguetear con el tiempo, como a un gato con una cucaracha, y a menudo hace trampas y confunde el pasado con el presente y las fotografías con los recuerdos y lo inconfesable con lo nunca sucedido. Es ella la que selecciona a su antojo, la que borra, la que archiva, la que hace y deshace por su cuenta”


 Estos recuerdos de su relación agridulce con desenlace trágico los enmarca con acierto en el contexto de su época, logrando establecer un paralelismo entre la evolución/fin de la juventud y la movida del Bakalao, con su ya conocida progresión decadente.


152 «De Carla y las guitarras, los cubatas y los porros, a la ausencia de Carla y la electrónica, el bakalao, el speed, la coca, el silencio. De aquellos veranos en Barraca, donde nos colábamos para observar extasiadas la fibrilante modernidad, donde escuchábamos la música que traía Jorge Albi de Inglaterra, al otoño de Spook, a la mákina alienante, al negro de uniforme, al humo apretado, al desfase de techo bajo, a las noches con sol, indescifrables como un error E de la calculadora»


 Me ha gustado, me ha interesado lo que cuenta y cómo lo hace, sin complicaciones innecesarias, sin omisiones molestas, con rotundidad, emoción y cierta ternura. Quizá se podía haber permitido un mayor desarrollo, se me ha hecho demasiado corta.


25 «Se han acercado hasta el escenario una mujer y un niño de unos tres años. El pequeño, de mejillas púrpura, baila con ese ritmo sincopado tan gracioso de los niños»

42 «Es el lugar más íntimo tras la máscara, un buen sitio donde esconderse, justo detrás de uno mismo»

106 «Separar la idea de Dios de la Iglesia es como separar la avaricia del capitalismo»

121 «El amor por eliminación, el amor del deshecho (…) Tal vez la única clase de amor en la que creo. Y el amor a la especie, claro está»

132″¿Y si fuera el público el que nos hiciera una concesión a nosotros, a los productores, a la industria musical, consumiendo estas canciones chorras? ¿Y si todo se debiera a un malentendido inicial?”


Tusquets. 8.5

Crónica adolescente/ Música y músicos

La Floresta, viernes 7 de octubre, 2022

Anuncio publicitario

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: